Igualdad

(Del lat. aequalĭtas, -ātis)
1. f. Conformidad de algo con otra cosa en naturaleza, forma, calidad o cantidad.
2. f. Correspondencia y proporción que resulta de muchas partes que uniformemente componen un todo.
~ ante la ley.
1. f. Principio que reconoce a todos los ciudadanos capacidad para los mismos derechos.


Hay muchas definiciones abstractas de igualdad que oscilan entre polaridades de equidad y de justicia, de oportunidades iniciales o de resultados finales, de redistribución o de igualación. En cuanto a la libertad, especialmente como libertad negativa, es el fetiche del neoliberalismo que no puede faltar en ningún discurso sobre el mercado y los ‘emprendedores’, ni en los anuncios de teléfonos móviles.



Sin embargo es posible re-definir estos conceptos sobre una base materialista real, en torno a una idea de autonomía como potencia vital. La base podría hallarse en la teoría de las capacidades de Amartya Sen, que se definen como las oportunidades reales de llevar el tipo de vida que se quiera elegir. En un sentido muy empírico y estricto, este concepto sirve de base al cálculo del Bienestar Agregado utilizado en los informes de Desarrollo Humano elaborados por las Naciones Unidas. Es un sentido más amplio, se trata de un concepto biopolítico, de autonomía individual y colectiva, que genera una idea de igualdad como igualdad de autonomía vital real, y un concepto de libertad no-liberal, que no se centra simplemente en la no interferencia  o en derechos abstractos, sino que se entiende como potencia, como capacidad efectiva para ser o hacer algo.

El bienestar humano para Amartya Sen está determinado por una diversidad de libertades instrumentales: implica tener seguridad personal y ambiental, acceso a bienes materiales para llevar una vida digna, buena salud y buenas relaciones sociales, sin lo cual no hay verdadera libertad para tomar decisiones y actuar. Estas libertades individuales, no son ‘individuales’, sino colectivas, es decir, requieren una infraestructura material generada socialmente.

Desde esta perspectiva se replantean las nociones abstractas de libertad e igualdad de las constituciones liberales clásicas, pues aumentar las capacidades reales que las personas tienen para mejorar sus vidas requiere abordar todos los aspectos de las relaciones sociales. Por ejemplo,  la seguridad existencial (ese ‘vivir sin miedo’ donde el androide Roy Batty de Blade Runner cifra la diferencia entre libertad y esclavitud), implica el acceso sostenible de todos a los bienes y servicios de los ecosistemas, sin la amenaza de catástrofes, guerra o violencia. Implica también cohesión social, reciprocidad y apoyo mutuo, y la desaparición de jerarquías de género.

Ellos no consiguieron ser hombres; entonces, decidieron ser ricos.

Jean-Jacques Rousseau

igualdad